miércoles, 30 de noviembre de 2011

Denegada la prisión domiciliaria a médico represor-apropiador

La Justicia le denegó la prisión domiciliaria a un médico acusado de robo de bebés en la dictadura
La Cámara Federal denegó el beneficio de la prisión domiciliaria al médico Norberto Bianco, acusado de robo de bebés durante la última dictadura militar y extraditado desde el Paraguay, al sostener que la Unidad Penitenciaria de Marcos Paz, donde está alojado, cuenta "con los elementos necesarios para la asistencia del paciente".

La Sala I del tribunal de apelaciones ratificó, de esa manera, que Bianco debe permanecer en una cárcel común al desoír el pedido de su defensa que argumentaba que el represor "es un paciente no autoválido, que requiere la asistencia permanente de una persona para satisfacer sus necesidades básicas", según la resolución a la que Télam tuvo acceso.

La asistencia profesional de Bianco aseguraba que "el Complejo Penitenciario de Marcos Paz no está en condiciones de otorgar este servicio", empero la médica Mirta Juárez Nasso, perteneciente al Módulo Asistencial de ese penal "hizo saber que en dicha unidad cuentan con los elementos necesarios para la asistencia del paciente".

La defensa del represor sostenía que "también padece diversas enfermedades “diabetes insulino dependiente y anemia hemolítica congénita esferocitis”, y que requiere de una dieta compensada para su tratamiento que entiende que la Unidad Carcelaria no se encuentra en condiciones de otorgarle correctamente" lo que "lo colocaría en una situación de peligro para su salud".

Sin embargo los camaristas Eduardo Farah y Jorge Ballestero estimaron que "más allá de las circunstancias referidas por la defensa, lo cierto es que no surge del expediente ninguna constancia que permita presumir que la detención de Bianco en el Complejo Penitenciario en cuestión agrave su situación actual".

En este sentido, remarcaron que "oportunamente el Cuerpo Médico Forense de la Corte Suprema de Justicia de la Nación indicó que al encausado le ha sido otorgada el alta médica y que se halla en condiciones de ser trasladado a su lugar de detención, con los cuidados del caso" y que "la situación revelada hasta el momento permite respaldar la razonabilidad de la modalidad de encierro preventivo".

El represor fue traído a la Argentina el 15 de julio último extraditado desde Paraguay donde permaneció detenido desde 2008, acusado de la sustracción de bebés nacidos cuando sus madres estaban en ilegal cautiverio y otros delitos de lesa humanidad cometidos en los centros de detención y torturas durante la dictadura que usurpó el poder el 24 de marzo de 1976.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada