martes, 13 de marzo de 2012

Tarea de "odio y venganza”

Por Alejandra Dandan

Francisco Madariaga respondió las declaraciones que su apropiador, Víctor Gallo, hizo ayer ante el Tribunal del juicio por el robo de bebés. Gallo inscribió su defensa en la lógica de un conflicto doméstico, habló de la “novela de violencia de género” construida supuestamente por su ex mujer para perjudicarlo. Y explicó que no fueron a buscar al niño porque estaban incluidos en una lista sino que lo recibieron, y que “nadie se embarca en tamaña tarea si no es desde el corazón”. Francisco le respondió a todo: “Yo le respondo que nadie se embarca en tamaña tarea si no es desde el odio y la venganza”, explicó.

Otro de los argumentos de Gallo fue sobre cuán violento podía ser con su ex esposa, si estaba mucho tiempo fuera de la casa. “Gallo habla de que el trabajo militar implicaba abandono de la familia –dijo Francisco–, pero en su caso el abandono del hogar se debía a que, a partir de 1987, estuvo prácticamente todo el tiempo detenido por su participación en el levantamiento carapintada y otros delitos comunes por los que se lo encontró culpable. Toda su vida fue un delincuente, robó una financiera, me robó a mí.” Y luego: “Me molesta el cinismo de los dos (su ex mujer, Susana Colombo, también lo dijo cuando declaró). Dicen que se alegraron cuando se enteraron de que yo tenía familia. Pero si realmente yo les importara, se hubiesen ocupado de decirme la verdad, entonces podría haberme encontrado con mi familia mucho antes”.

Gallo era violento, dijo Francisco, es mentira que no ejercía violencia de género. “Es increíble que hable de que tenían la certeza de que yo era huérfano y que no me buscaba nadie, cuando él mismo dijo en este juicio que me sacó de Campo de Mayo, que me entregó un militar entre gallos y medianoche.”

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada